Aunque pueda parecer mentira, uno de los problemas más comunes que nos suelen pasar con la cerradura de nuestra casa es que cerramos la puerta con las llaves puestas en el interior y luego no podemos abrir la puerta.  

Puede parecer algo que no nos va a pasar a nosotros, pero la verdad es que según los últimos estudios, la probabilidad de que pase es más alta de lo que pensamos. Por ese motivo, hoy nos hemos puesto en contacto con los mejores cerrajeros de Valencia para que nos den una serie de trucos a través de los cuales poder abrir la puerta. Y es que el objetivo siempre es el mismo, poder acceder a nuestro hogar lo antes posible.  

1- Deja una copia de la llave a alguien de confianza 

Es una solución que no siempre da el resultado esperado, pero por lo menos nos permite tener una opción de abrir la cerradura y en consecuencia poder entrar en casa.  

Decimos que no siempre da resultados porque dependerá de la llave y cómo esté situada en el otro lado de la puerta. Hay cerraduras que no permiten el giro cuando la llave está puesta en el interior de la cerradura. Eso significa que esta técnica no nos va a servir. 

Pero hay otras cerraduras que sí permiten girar la cerradura cuando la llave está puesta en el interior. Eso sí, siempre y cuando la llave no esté girada. Igual con suerte la llave ha quedado en una buena situación y en consecuencia con la copia podemos girar la cerradura y entrar. 

Esta técnica no solo nos servirá por si hemos dejado la llave puesta dentro, también puede sernos útil en caso de pérdida u olvido de llaves. Por ese motivo, los expertos siempre recomiendan que alguien de la familia cuente con una copia de la llave o vecino de confianza. 

2- Abrir la cerradura por el método del resbalón  

Otra opción puede ser la de intentar abrir la cerradura a través del método del resbalón. Desde ahora mismo te puedo asegurar que aunque en un primer momento puede parecer fácil, realmente no lo es, sobre todo si no tenemos experiencia.  

Para que el sistema funcione es importante que la llave no esté girada y en consecuencia la cerradura tenga un plus de seguridad. Además, no todos los modelos aceptan este modelo de apertura. Comento esto porque los modelos más seguros ya vienen preparados para evitar este método. Y es que a través del resbalón se han producido muchos robos, de aquí que las cerraduras en muchos casos se han actualizado.  

Para realizar esta técnica de apertura tenemos que usar una lámina, tarjeta o radiografía y meterla por el filo de la puerta. Luego tenemos que ir realizando pequeños movimientos verticales hasta conseguir que la puerta ceda. No es fácil, pero con esfuerzo y paciencia puede que consigamos abrir la puerta y así recuperar las llaves que nos hemos dejado puestas. Pero a pesar de ser una opción, podemos certificar que este método no siempre funciona. Si no funciona, entonces deberás optar por otras opciones de este artículo.  

3- Pasa por la casa del vecino 

Si tienes la suerte de vivir en una casa baja o un chalet, siempre existe la opción de saltar a tu casa por la casa del vecino. En este caso tienes que saltar la valla y podrás acceder a tu jardín. 

Eso sí, este método no siempre funciona, sobre todo si no tienes ninguna puerta o ventana en la parte trasera abierta. Lo que sí debes saber es que abrir las puertas traseras correderas no suele ser muy complicado, a la vez que podrás tomarte tu tiempo para hacer ese trabajo. Hay muchos métodos para abrir con facilidad las puertas correderas, es decir, te será más fácil que tener que abrir la puerta principal que va con una buena cerradura.  

4- Llama a un cerrajero profesional  

Finalmente, si las opciones mostradas anteriormente no te han dado buen resultado solo te quedará ponerte en contacto con un experto para que te abra la puerta y así puedas acceder a tu casa. 

Personalmente te recomiendo contratar los servicios de los CerrajerosValenciaWAK debido a que cuentan con muchos años de experiencias y altos conocimientos en el ámbito de la cerrajería. Gracias a sus conocimientos podrás tener la certeza de que abrir la puerta para ellos será fácil.  

Contratando sus servicios no solo podrás conseguir un buen precio, sino que podrás tener la certeza de que la puerta será abierta con rapidez. Cuentan con un servicio de cerrajería urgente, es decir, en menos de lo que esperas la puerta estará abierta. Contratar sus servicios es realmente fácil. Y una vez que lleguen a tu puerta, analizarán la cerradura y la situación y harán el trabajo que sea necesario para poder conseguir que la puerta pueda quedar abierta lo antes posible.  

Para que te hagas a la idea, un servicio rápido y ágil como el que te recomendamos suele tardar unos 20 minutos más o menos. Todo dependerá de la localización de la vivienda, pero suelen ser desplazamientos rápidos a través del servicio de urgencia. Además, el precio no es tan elevado como puedes pensar. Es más, si te pones en contacto con ellos a través del teléfono podrás resolver tus dudas y saber más o menos el precio que tendrás que pagar en caso de disfrutar de sus servicios.  

La empresa de cerrajeros en Valencia W.A.K cuenta con más de 25 años de experiencia, lo que significa que saben muy bien lo que deben hacer. A eso hay que añadir su amabilidad. Saben que en este tipo de situaciones suele ser común que el cliente esté nervioso. Por ese motivo, tratan de calmar a la persona afectada y hacer su trabajo. Lo que está claro es que contar con un servicio profesional como este es una gran opción, de aquí que la nota media de la empresa sea realmente alta. Si buscas un buen cerrajero en Valencia para abrir una puerta con las llaves puestas por dentro, sin lugar a dudas es la opción que mejor encaja con lo que buscas.